Santa Maradona

Lunes | 5 de Marzo del 2007

For Esmé, with love and Squalor

1.

No tengo mucho que decir acerca de Esmé.

2.

De Salinger me gustan esas frases largas, llenas de pausas obsesivas por precisar, ambientar. Muy diferente a la literatura de hoy en día escrita para atenciones cortas, efimeras.

3.

Cuando Salinger dice en la mitad de la historia que la escena cambia y los personajes también y que ni el más listo de los lectores podría distinguir al narrador entre la muchedumbre tuve la premonición de no era yo (no iba a ser yo) el más listo de los lectores.

4.

Lo sórdido debió ser un G.I. y una núbil de 13 años envueltos en una conversación de una clara tensión sexual. Morbo aparte, sin embargo, es dificil no comprender al G.I.

5.

Justo por la época en que todos andabamos preocupados por el examen estatal que en Colombia le hacen (hacían) a los estudiantes de último grado de secundaria, conocí a Beatriz Mesa. Ella vivía (o vive, hace tiempo le perdí el rastro) en Valledupar pero había llegado a Medellín a hacer un curso de preparación para el examen. Y, blogosfera, puedes decir que es mi buena estrella o mi innata adorabilidad pero pronto ella y yo estuvimos acaramelados andando por las calles de Medellín, yendo a comer pastelitos a Unicentro, viendo los juegos pirotecnicos de la feria de las flores, ella contando historias del Barrio Novalito y yo contandole sobre aquella vez que gané un concurso por el mejor disfraz de Tom Cruise. Era tiempos felices pero esta historia no tiene un final feliz. Con el fin de las vacaciones y la incertidumbre del futuro nos dijimos adioses y nos prometimos promesas. Ella tomó su camino y yo seguí tratando de encontrar el mío. Un dí de Octubre, por la fecha de mi cumpleaños recibí la primera carta en lo que fue un acelerado, intenso, romance por correspondencia de cuatro meses y doce días. Se acabó, blogosfera, porque el amor no dura para siempre. Bueno, por eso y por aquel imbécil del Mercedes Benz, a quien detesté como los Hombres G detestaron a Indiana Jones. Desde esa epoca no escribo cartas, solo emails, y no ando en Mercedeses, solo en Audis.


Sigue Pretty mouth and green my eyes. Elija su camino:

-|1|2|3|4|5|6|7|8|9|10|11|12|13|14|15|16|17|18|-



Comentarios de los que leen (abajo podes agregar el tuyo)